Red Iberoamericana de Investigación en Imaginarios y Representaciones (RIIR)

Inicio » Sin categoría » UN ETNÓGRAFO BISOÑO. NOTAS DESDE UN CENTRO TETUANÍ DE TUTELAJE PARA NIÑOS. Javier Diz Casal

UN ETNÓGRAFO BISOÑO. NOTAS DESDE UN CENTRO TETUANÍ DE TUTELAJE PARA NIÑOS. Javier Diz Casal

Les compartimos esta obra publicada por la Red Temática Iberoamericana de Academias de Investigación sobre Migración y Desarrollo REDIBAI-MyD, una Red Temática CONACyT: Un etnógrafo bisoño. Notas desde un centro tetuaní de tutelaje para niños, escrito por Javier Diz Casal, compañero de la Red Iberoamericana de Investigación en Imaginarios y Representaciones (RIIR).

La obra se comparte en abierto de manera gratuita por lo que se agradece la lectura y su difusión:

UN ETNÓGRAFO BISOÑO. NOTAS DESDE UN CENTRO TETUANÍ DE TUTELAJE PARA NIÑOS

El prólogo corre a cargo de uno de nuestros más insignes viajeros de lo imaginado: Armando silva.

La obra es el resultado de cuatro años de trabajo en los que se trata de conjugar diferentes saberes poniéndolos a disposición de la exposición de experiencias vitales relacionadas con la investigación y la búsqueda de conocimiento en donde la academia, las disciplinas y los egos confluyen en intersticios bien difuminados. Como dice Armando, “Vamos a suponer que este texto es una ficción sobre cómo hacer una tesis”, un análisis holista de las experiencias vividas, pasadas por el filtro de la interpretación y es por eso que se puede leer como tal ya que se acerca al “sentido” y se impulsa desde él más que desde ningún otro lugar.

La obra se divide en 9 partes más el prefacio de Armando. A lo largo de ellas, el autor va desgranando algunos elementos relativos al mundo de la Psicología y de la Antropología, de la cooperación internacional, de las migraciones o de la investigación para vertebrar un acercamiento hacia lo imaginario y los imaginarios sociales. De esta manera, se puede apreciar una trama principal que ha sido la del desarrollo de la investigación doctoral por parte del autor; para lo cual, Javier realizó trabajo de campo en Marruecos; y desde los comienzos hasta los finales se ha tratado de arrojar luz sobre las bambalinas académicas entre las que obligadamente nos movemos a veces. Esto se hace en clave narrativa con una intención clara: poner en valor la discursividad y la oralidad para leer el mundo desde las gafas de las gentes.

Un etnógrafo bisoño es un viaje por la condición humana y las implicaciones de la cultura, es la experiencia de Javier al salir a un mundo enormemente diferente, pero ciertamente parecido cuanto más ahondó en lo radical.

Es una lectura desenfadada y trascendental sobre lo cotidiano, es emocional y suscita la risa, la perplejidad, la rabia y el llanto ya que la obra recoge un dolor vital solamente comparable a la tristeza que motiva, también hay espacio para la esperanza, esperanza a través de la búsqueda de sentido y del rechazo hacia los “lobos domesticados” que nos afectan deformando el Mundo.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Páginas

A %d blogueros les gusta esto: